¿Qué es una abdominoplastia?

La abdominoplastia es una cirugía que consiste en extirpar el exceso de grasa y piel en el abdomen junto con una corrección de la flacidez muscular. Esta intervención es más habitual en pacientes con sobrepeso o en mujeres que han pasado por varios embarazos, aunque se realiza en todo tipo de pacientes que desean modelar esa zona del cuerpo. El resultado es un abdomen más firme y plano junto con una cintura más estrecha.

¿Qué es una abdominoplastia?

La abdominoplastia es una cirugía que consiste en extirpar el exceso de grasa y piel en el abdomen junto con una corrección de la flacidez muscular. Esta intervención es más habitual en pacientes con sobrepeso o en mujeres que han pasado por varios embarazos, aunque se realiza en todo tipo de pacientes que desean modelar esa zona del cuerpo. El resultado es un abdomen más firme y plano junto con una cintura más estrecha.


¿Quién es candidato?

La abdominoplastia está indicada para personas que quieren eliminar un exceso de grasa y piel de la parte media e inferior del abdomen y que también desean reforzar la musculatura de la pared abdominal. Las personas que han padecido obesidad mórbida o que han perdido muchos kilos de manera drástica también son candidatos a esta intervención. Por último, las mujeres que han pasado por varios partos también pueden beneficiarse de afianzar más su zona abdominal.

Antes de la intervención

La cirugía se lleva a cabo bajo anestesia general o epidural Se practica una incisión por encima del vello púbico y se prolonga hacia las caderas. Después se libera la piel del abdomen y se refuerzan las suturas de los músculos abdominales en caso de ser necesario. El siguiente paso es traccionar la piel sobrante y eliminarla. La duración de la operación es de 2 o 3 horas.

Después de la intervención

Cuidados postoperatorios

Una vez concluida la intervención, el paciente debe llevar una faja especial que puede ser reforzada con un vendaje. Dependiendo del tipo de cirugía, el paciente podrá volver a su domicilio en pocas horas o quizá deba permanecer en la clínica dos o tres días. El paciente deberá caminar lo más pronto posible, a pesar de que no debe estirar la piel afectada. Los puntos de la piel se retiran después de 5 o 6 días y la sutura interna en dos o tres semanas. Finalmente, el vendaje se sustituirá por una faja abdominal.

Recuperación tras una abdominoplastia

Si el paciente tenía una musculatura abdominal fuerte antes de la intervención, la recuperación será más rápida. Dependiendo de la cirugía, algunos pacientes vuelven a la normalidad en 2 semanas y otros en un mes aproximadamente. Es importante realizar unos ejercicios específicos para reducir la inflamación y tonificar los músculos de la zona. Las cicatrices poco a poco serán prácticamente invisibles, incluso en traje de baño, por lo que no hay que preocuparse.


Solicitar diagnóstico gratuito

Antes y después

Tu confianza es lo más importante

Preguntas frecuentes

Pregunta

Scroll al inicio
Abrir chat
💬 ¿Necesitas ayuda?
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?